“Nos esforzamos por difundir nuestro respeto por los animales y la naturaleza”

La nueva Estrategia Europea de Bienestar Animal ofrece aspectos positivos pero falla en el transporte

Madrid, 25 de junio 2012.- Los ministros de Agricultura de la UE aprobaron la semana en Luxemburgo las conclusiones del Consejo relativas a la Estrategia de Bienestar Animal de la UE y de la protección de los animales durante el transporte. Es un paso positivo, ya que este documento establece unas líneas políticas más en consonancia con las opiniones de los europeos respecto a la manera en que los animales deben ser tratados.

Las conclusiones más destacables son:

- Se subraya el importante vínculo entre la salud y el bienestar animal
-La necesidad de promover productos conseguidos con un alto bienestar animal, de manera que se convierten en los productos básicos en el futuro.
- La importancia de integrar el bienestar animal en otras áreas políticas como la Política Agrícola Común y la protección del medio ambiente
- La necesidad de considerar el bienestar de los perros y gatos en la futura legislación.
- Que cualquier intercambio internacional deba garantizar la equivalencia de normas para los productos importados.


A juicio de Alberto Díez, portavoz de ANDA, "el Consejo, mediante la adopción de estas conclusiones, está enviando un fuerte mensaje a la Comisión: la Unión Europea necesita trabajar duro y seguir mejorando el bienestar animal. Está claro que los Estados miembros y sus ciudadanos esperan más de lo que la Comisión propuso en su proyecto de estrategia".

"Damos la bienvenida a la llamada del ministro holandés, que instó a la Comisión a que estudie la introducción de legislación para los animales que actualmente no están protegidos por la ley, tales como ganado bovino de leche", agrega Díez.


El punto más negativo es la falta de soluciones al grave problema del transporte de animales vivos durante largas distancias:


- Aunque el Consejo señala que existen nuevos conocimientos científicos disponibles, se hace caso omiso de la indicación del Reglamento 1/2005, que debería conducir a una revisión del propio Reglamento.
- El Consejo reconoce la adopción por el Parlamento Europeo de la Declaración Escrita 49/2011 para reducir el transporte de animales durante más de ocho horas al matadero, pero ni siquiera menciona la petición firmada por más de 1.100.000 ciudadanos.
- El Consejo admite que algunas partes del Reglamento 1/2005 no se están aplicando, pero simplemente pide una vez más su aplicación.
- A fin de responder a los problemas existentes, en lugar de una revisión del Reglamento, el Consejo sugiere la adopción de "guías de buenas prácticas", qué un instrumento no vinculante que seguramente no sería más eficaz que las leyes que son constantemente ignoradas.

 

Según Díez, "es decepcionante que el Consejo ignore las opiniones del Parlamento Europeo y de los ciudadanos y proponga un sistema que en la práctica significa no tomar ninguna medida correctora y continuar con la actual situación de caos que envuelve el transporte a larga distancia de animales vivos. Proponer la continuidad de un Reglamento que nadie cumple ni desea hacer cumplir es como ponerse una venda en los ojos o mirar para otro lado".

 

Facebook
volver atras
logo anda