Madrid, 10 de oct A.N.D.A. - Articulos

“Nos esforzamos por difundir nuestro respeto por los animales y la naturaleza”

Salvar la vida a un gorrión

Madrid, 10 de octubre de 2012.- Entre los meses de marzo y septiembre, fechas en las que cría el gorrión doméstico, (Passer Domesticus), es frecuente encontrar polluelos o volantones, algo más crecidos y con "voceras" en el pico, que se han caído del nido y no se pueden valer por ellos mismos. Esto suele ocurrir después de tormentas, o en días muy calurosos, en los que los animales se caen del nido en un intento de escapar del calor. Los gorriones criados en el entorno doméstico son muy curiosos e inteligentes y se relacionan muy bien con toda la familia. Pero antes de recoger al pájaro, debemos estar seguros de que está abandonado. Los pollos, cuando son volantones, suelen abandonar el nido para sus prácticas de vuelo, mientras siguen siendo alimentados por sus padres. Muchas veces se recogen pollitos que creemos abandonados y se lo estamos quitando a sus padres. Por tanto, mi recomendación es que antes de recoger un polluelo que creamos perdido, nos aseguremos (retirándonos a una distancia prudencial, y observando) que los padres no están en las cercanías y en todo caso, recogerlo si por las proximidades de un gato y otras circunstancias, como una carretera o calle, corren peligro.

Muchas personas, con toda su buena intención, los recogen de la calle para comprobar al poco tiempo que no comen nada y se mueren de inanición o de "tristeza", como dicen algunos, pocos días después. Sin embargo, todo el mundo que la logrado sacar uno adelante, reconoce que convivir con ellos ha sido una experiencia maravillosa y hay muchas historias curiosas relacionadas con los gorriones. Pero seamos realistas, podemos decir, sin duda alguna, que es muy difícil sacar adelante un animal de estos, pero también es cierto, que si los dejamos, no tendrán ninguna oportunidad. Incluso en la naturaleza y con el cuidado de sus padres, el éxito de la cría es de un 50%. Por ello, debemos estar preparados para lo peor cuando iniciemos la aventura, sin ir más lejos, hace una semana se nos murió un precioso volantón de verderón que encontraron en la calle unos amigos de mis hijos. La verdad es que llevaba casi tres días sin comer y el animal murió de un infarto en mi mano cuando intentamos alimentarle, ni que decir que me dio una gran pena. Pero lo cierto es que es no es imposible salvarles la vida si actuamos a tiempo y con conocimiento y os aseguro por mi experiencia personal, que es algo maravilloso y gratificante para toda la familia.

Seguidamente os daré algunos consejos, al tiempo que os hablo un poco de los tres gorriones que viven en casa con nosotros, pero el mejor consejo de todos, es tratarlos con dignidad, mucho cariño y hablarles con un tono tranquilizador, que al poco tiempo lo reconocerán perfectamente, de hecho, podrás ver que se ponen muy contentos o que incluso volarán a tu lado, cuando les digas algo.

Seguir leyendo:


http://fernando-acero.livejournal.com/23197.html


Copyleft 2006 Fernando Acero Martín. Verbatim copying, translation and distribution of this entire article is permitted in any digital medium, provided this notice is preserved.

Facebook
volver atras
logo anda