Un Ayuntamiento de Portugal (Viana do Castelo) derriba su plaza de toros

358

La antigua plaza de toros de Viana do Castello, de segunda categoría, se construyó 1949 y tenía una capacidad de 4.900 espectadores. El último espectáculo taurino en ella se realizó en 2009. Precisamente, ese año el alcalde de entonces, Defensor Moura, declaró la ciudad como antitaurina, la primera del país en conseguir ese estatus. Ahora llega la gran noticia de su derribo.

La historia taurina de esta ciudad está registrada desde 1871, cuando se realizó la primera corrida de toros en la primera plaza de toros, que estaba construida en madera. Ya en 1949, se construyó por iniciativa privada el edificio definitivo, que tuvo una gran actividad taurina hasta los años 90, en el que sólo se programaba una corrida de toros con motivo de sus fiestas.

El Ayuntamiento de la ciudad adquirió el edificio en 2009, por el precio simbólico de 5.127,74 euros y con la promesa de restaurarlo y darle vida, pero la realidad ha sido otra. Por ello, se ha derribado y se van a invertir 3,7 millones de euros para convertido en un centro polifuncional que ya ha comenzado y estará listo en 18 meses, y donde el alcalde actual de Viana do Castelo, José Maria Costa, durante la presentación pública del proyecto de la denominada Praça Viana, dijo: “queremos que ese equipamiento, que antes era una plaza de la muerte, se convierta en una plaza de la vida, destinada al deporte y la formación de niños, jóvenes y adultos”, expresó José María Costa, alcalde del Ayuntamiento. Otro ejemplo más de lo que pueden servir las plazas de toros.

Aplaudimos la decisión y las palabras del alcalde que demuestra tener empatía por los animales como seres vivos que son. Deberían tomar ejemplo todos nuestros políticos, tener más empatía y dejar de destinar dinero público al maltrato animal, dinero que pagamos todos con nuestros impuestos, porque nos obligan, a pesar de saber que la gran mayoría de los ciudadanos españoles está en contra de las corridas de toros y cualquier espectáculo taurino donde son utilizados animales con el único fin de morir desangrados y agonizando en una plaza para diversión de unos cuantos.

España sigue destinando más de quinientos millones de euros al año en total sumando las procedentes de España y Europa a mantener viva la tauromaquia. Es una actividad destinada a desaparecer, cuya aceptación social cae cada año y que no hay duda alguna de que desaparecerá, incluso entre el sector taurino. La mejor ayuda a las familias que viven de la tauromaquia es un Plan de Reconversión a una actividad no cruel y con futuro.

Averigua más: https://estolopagastu.info/

ESTO LO PAGAS TÚ.

Total 0 Votes
0

Tell us how can we improve this post?

+ = Verify Human or Spambot ?